ULTIMA NOTICIA

Espectaculo

miércoles, 13 de noviembre de 2013

Damnificados de fuego en Santiago se quedaron esperando al presidente Medina

Según autoridades locales, Medina visitaría las zonas devastadas, para supervisar personalmente la situación de los afectados SANTIAGO, República Dominicana.-Los damnificados por los daños de un incendio, en el barrio El Ejido en Santiago, fueron dejados plantados este martes, por el presidente de la República, Danilo Medina, quien según autoridades locales, visitaría las zonas devastadas, para supervisar personalmente la situación de los afectados. La presencia de guardias presidenciales en las áreas contiguas a la zona del desastre, generó expectativas entre los afectados por el fuego, debido a que muchos de los golpeados por la tragedia, consideran que la visita del presidente Danilo Medina, aceleraría el proceso de las ayudas, que reciben. Sergio García, vocero de la Gobernación local, confirmó que se esperaba la visita del mandatario, para recorrer la zona donde se originó el incendio, donde hablaría cara a cara con las familias que se quedaron sin techo y sin sus ajuares. García dijo que pasado el mediodía el martes, los agentes de la seguridad presidencial se retiraron del área, sin embargo, el funcionario dijo no saber las razones, por las cuales el presiente Medina, no se presentó en el lugar, donde lo esperaba un colectivo de 253 personas, agrupado en 60 familias, según un balance de la Defensa Civil, confirmado la tarde del martes 12 de noviembre del 2013, el socorrista Francisco Alfredo Arias Tolentino. En el último registro de la Defensa Civil, se contaron 37 casas quemadas en su totalidad y otras de 19 afectadas parcialmente, según datos de Arias Tolentino. Mientras se escuchaban los lamentos por la ocurrencia del incendio, entre afectados y vecinos, brigadas de las autoridades municipales sacaban escombros, para facilitar las labores de acondicionamientos del lugar. Decenas de personas optaron por rescatar algunas pertenencias que sacaban de los escombros y las cenizas, que movían las brigadas, otros de los afectados que se quedaron a la espera del presidente Danilo Medina, limpiaban las pocas casas que quedaron en pie, con la esperanza de poder ocuparla de nuevo, pese a los daños de las estructuras, algunas proclives al colapso. En el lugar del desastre se mantiene un personal de la Defensa Civil, en vigilancia permanente, para evitar que la gente se exponga al peligro. A los socorristas se unen los agentes de la Policía Nacional, quienes procuran evitar situaciones de robos, que se dieron durante y las horas del fuego. Hombres, mujeres niños y niñas afectados caminan de un lugar a otros, aún atribulados con lo sucedido, mientras los Comedores Económicos del Estado, reparten comida cocida y cruda a los afectados. El fuego arropó en poco tiempo toda una cuadra, más del 90 % de las viviendas tenían techos en madera y zinc. El socorrista dijo que está situación, provocó que el fuego se propagara más rápido y con mayor intensidad, destruyendo todo a su paso. En el proceso de sofocar el incendio, participaron del Cuerpo de Bomberos de Santiago, Licey, Tamboril, Villa González, Navarrete y varios camiones de servicio de agua, debido en el barrio done se ocurrió el incendio, no hay dispositivos (hidrantes) para abastecer los camiones del cuerpo de rescate.

Publicar un comentario

Por favor deje su comentario es muy importante para nosotros

 
Copyright © 2015 Tubanero.net
Powered byBlogger